Para este efecto, el FSC ha solicitado a su empresa independiente encargada de prestar servicios de garantía, Assurance Services International (ASI), que comience a investigar las acusaciones de fraude con madera ilegal camboyana en las cadenas de suministro de varias entidades certificadas FSC específicas de Vietnam. 

Se trata de un incidente aislado en el sistema FSC en los más de 35,000 certificados de cadena de custodia y, a pesar de su gravedad, no es indicativo de ninguna falla generalizada del sistema.

No obstante, el FSC está tratando el asunto con la diligencia que merece.

El FSC tiene en operación mecanismos específicos para combatir el fraude. Estos mecanismos incluyen la verificación de operaciones, y evaluaciones especiales que realiza ASI a titulares de certificados para verificar su cumplimiento de los estándares FSC.

La verificación de operaciones es el proceso de comparar y luego verificar todas las operaciones FSC hechas por una empresa en un particular tipo de producto, grupo de productos o región y durante un periodo específico; por ejemplo, todas las declaraciones hechas para productos de bambú certificado FSC en 2017. La verificación de operaciones es ahora un requisito importante de nuestro estándar de cadena de custodia y fortalece nuestras cadenas de suministro. 

Cuando ASI confirma, a través de investigaciones, que un grupo de productos o una especie son de riesgo elevado, el FSC implementa requisitos para la verificación de operaciones de empresas que tienen este tipo de productos o especies dentro de su alcance. La verificación la realizan una entidad de certificación y ASI. Actualmente hay tres opciones que los titulares de certificados pueden usar para verificar las operaciones: 

  • Los titulares de certificados pueden ingresar los datos pertinentes a través de la herramienta de apoyo a la verificación de operaciones denominada Falcon. Esta herramienta ahorra dinero y costos a las entidades de certificación al crear registros de operaciones y ayuda a los auditores de sus entidades de certificación a recibir información en el formato correcto que requieren los registros; 
  • De manera alternativa, una auditoría documental permitirá que los titulares de certificados llenen un modelo de hoja de cálculo descargable y la envían a sus entidades de certificación; o 
  • Los titulares de certificados pueden optar por hacer una auditoría en el terreno, en cuyo caso el auditor recopila manualmente la información de operaciones para que ASI la verifique.

El sistema FSC castiga a los infractores. El fraude, cuando afecta a material certificado FSC puede conducir a la suspensión o a la rescisión inmediata del certificado de una empresa certificada para cadena de custodia o de un titular de licencia de marcas registradas FSC. En última instancia, esta acción resulta en que la empresa queda imposibilitada a comerciar productos usando la etiqueta FSC.

Como un recurso adicional para combatir la ilegalidad, el FSC tiene un mecanismo conocido como Política FSC para la Asociación, la cual reglamenta cuáles son las actividades inaceptables que las entidades certificadas deben comprometerse a evitar, incluyendo aquellas que están fuera del alcance de su certificación. Esta medida de seguridad tiene la finalidad de asegurar que los titulares de certificados FSC no participen en actividades ilegales al operar sus negocios. 

Si el fraude cometido por un titular de certificado FSC condujo (o conduce) a comercio ilegal de madera, tala ilegal o cualquier otra actividad inaceptable conforme a los términos de la Política para la Asociación, entonces esta salvaguarda resulta aplicable y podría resultar en investigaciones que conducen a medidas punitivas contra el titular del certificado.

Recientemente, a un productor de carbón polaco, Dancoal, se le suspendió el contrato de licencia de marcas registradas debido a que la evidencia confirmó que había estado mezclando productos no certificados FSC con material FSC. Esta acción inmediata demuestra que el fraude no está permitido en el sistema FSC.